El Foro  

Retroceder   El Foro > Foros Temáticos > Historia

Avisos

Respuesta
 
Herramientas Desplegado
  #31  
Antiguo 19-Nov-2019, 20:26
Avatar de Juan Antonio Hinojosa
Juan Antonio Hinojosa Juan Antonio Hinojosa está desconectado
SUPER Usuario
 
Fecha de Ingreso: 21-June-2011
Ubicación: MURCIA
Mensajes: 2.686
Predeterminado

¡No he venido a traer la paz sino la división! Así reza el evangelio de Lucas, en los versículos del 49 al 53. Y es exastamente lo que pasó con la llegada a puerto de la nave “Espíndola” que transporta a bordo a los padres dominicos que han de ¿quebrantar la paz?
A instancias del Cardenal Cisneros y por Real Cedula de 11 febrero de 1509 se autoriza a 15 religiosos de esta orden de predicadores que van acompañados de tres laicos, a predicar el Evangelio a los indígenas. En este su primer viaje arriban al puerto de Ozama, donde desemboca este rio en el mar y en la isla de La Española. Son los padres Fray Pedro de Córdoba, que ejerce de prior y sus acompañantes fray Bernardo de Santo Domingo, Fray Antonio Montesinos y fray Domingo de Villamayor. El resto de misioneros llegaran en sucesivos viajes.
Llegan a América poseídos de un santo celo evangélico. El viaje a Sevilla para el embarque lo han realizado andando desde Avila. La travesía que ha durado 40 días ha transcurrido en oraciones y mortificación. Una breve parada en la isla de San Juan (Puerto Rico) y al final la feliz llegada a la Española ¡Aquí comienza su verdadero calvario!
Las relaciones de los castellanos con los indígenas no responden al espiritu cristiano deseado por los Reyes Católicos. En el año 1500 la Reina Isabel preguntó a una comisión de juristas y teólogos. El edicto que obtiene es que los indios son libres y es pecado esclavizarlos. La reacción de la Soberana es mandar que los liberen y les devuelvan sus tierras. Cristóbal Colón le argumenta que a los enemigos de la Corona que se levanten en armas se les puede esclavizar y aún más si son caníbales. Tras reflexionar un tiempo Isabel la Católica, en el año 1503 responde que a esos sí ¡Más aún si son caníbales, que no tienen la consideración de personas!
El panorama que encuentran nuestros dominicos es desolador. Al indio se le explota y vive en condiciones infrahumanas. Los castellanos se refocilaban con las riquezas conseguidas mediante el sudor y la sangre de los nativos. Fray Pedro de Córdoba ha estudiado Artes y Teología “y fuera sino letrado, si por las penitencias grandes que hacía no cobrara grande y continuo dolor de cabeza”. No es doctor en esas materias, pero como fiel cristiano sabe discernir. De acuerdo con sus compañeros llegados del convento de Avila, a la aventura americana deciden acabar con los 20 años de maltrato a los indígenas. Les dice: “no se puede predicar el Evangelio y permitir a la vez un régimen de desigualdad e injusticia”.
Transcurre un año de suaves advertencias para que los castellanos cambien de conducta. Se les reprende con caridad cristiana. En la ceguera que nace de la vida regalada no son capaces de observar el mal que hacen. Bartolomé de las Casas, el encomendero convertido en dominico por la labor de estos misioneros escribe al respecto: “Viendo y mirando y considerando los religiosos dichos, por muchos días, las obras que los castellanos a los indios hacían y el ningún cuidado que de su salud corporal y espiritual tenian…comenzaron a juntar el derecho con el derecho como hombres de los espirituales y de Dios muy amigos”.
Finalizado ese tiempo pasan a una acción mas contundente. Reunidos en capitulo los buenos dominicos deciden que sea fray Antonio Montesinos quien de la homilía en la Misa del Domingo 21 de diciembre se 1511. El sermón que ha sido confeccionado por la comunidad de frailes al unísono comienza así: “ Voz que clama en el desierto. Todos estais en pecado mortal y vivís y morís por la crueldad y tiranía con estas inocentes gentes…”
Dicho el sermón desde el púlpito y revestido fray Antonio (en algun documento es Antón) Montesinos con los ornamentos sagrados fue como un trallazo en la colonia castellana. Se hizo tan patente el malestar, que el gobernador Diego de Colón visitó al prior Pedro de Córdoba. Le dijo que retornase a fray Antonio Montesinos a Castilla o que al menos en el siguiente domingo el mismo fraile pronunciase un sermón que aplacase los ánimos.
¡Fue la mecha que encendió la pólvora! Con exquisito tacto fray Pedro de Córdoba se negó a ello. Más no solo le dio la negativa. El domingo indicado para la retractación, fray Antonio pronuncio un sermón aun mas fuerte todavía. Intervienen los franciscanos por medio de su rector fray Alonso de Espinar y se forman dos bandos. Así las cosas se decide por ambas partes el acudir a la Corte, en Castilla. El resultado que arroja es que una Junta de teólogos redacte las “Leyes de Burgos” el27 diciembre de 1512. Fray Pedro de Córdoba las considera incompleta y vuelve a Castilla. Consigue que se les hagan enmiendas el 28 de julio de1513. Afectan a la protección de mujeres y niños indígenas y se obliga el uso de ropa a los indios. Deben prestar servicio a los castellanos durante nueve meses y disponen del tiempo restante para trabajar sus tierras o el disponer de ese tiempo en trabajos para los castellanos bajo sueldo.
La práctica dicta otra cosa y no se cumplen las leyes por los encomenderos. Lo que da origen a la “Leyes de Valladolid de 1513. Nacen mas formas de protección al indio fundadas en el concepto de que “El amor de muchos es el mío”. Con la nueva legislación se fundan escuelas para los indígenas y parece comenzar una nueva vida. Un mal día la expedición esclavista del traficante Gómez Rivera captura al cacique Cumana, al que acompaña su familia y criados. Los indios en represalia matan a unos frailes que tenían de rehenes.
Los buenos dominicos siguen en su empeño y por otro lado se dicta el “Requerimiento”. Formula magistral para conducir al indigena a la fe. Consiste en que una tropa uniformada debidamente lleve su bandera, tambores y les acompañe un pregonero. En perfecto castellano y potente voz, tras que se apague el ruido de pífanos y tambores recitar un largo discurso que entremezcle las verdades de la fe, con la Pasión de Nuestro Señor. Una vez oída la perorata el nativo debe convertirse a atenerse a kas consecuencias ‘Si no sabe castellano que aprenda!
Responder Citando
  #32  
Antiguo 25-Nov-2019, 18:13
Avatar de Juan Antonio Hinojosa
Juan Antonio Hinojosa Juan Antonio Hinojosa está desconectado
SUPER Usuario
 
Fecha de Ingreso: 21-June-2011
Ubicación: MURCIA
Mensajes: 2.686
Predeterminado

Desde los inicios se manifestó que la idea española fue la de colonizar el “Nuevo Mundo”. Los primeros viajes corresponden a soldados, marineros, funcionarios y aventureros que llegan a tierras americanas. Buscan la conmutación de la pena unos y el enriquecimiento rapido los otros. Más el común denominador es la idea de volver al lugar de origen. En ningún momento constituyen una garantía de asentamiento estable. Lo que no significa el que faltase gente con ganas de asentarse definitivamente en las tierras descubiertas ¡Sueñan con una promoción económica y social!
El Estado siempre controló el acceso a las Indias. Primero fue a traves de los agentes reales, que organizan las expediciones. A partir del año 1503 por funcionarios de la Casa de Contratación, que a partir de 1509 establece un registro personal del viajero. Se hace así para controlar que toda persona llegada a América cumpliese los requisitos de ser cristiano viejo, honrada y que sirva de modelo al nativo. Es la razón de que se prohíba el viaje a los gitanos, moros y herejes. Tambien lo tienen prohibido los extranjeros para impedir así el que se asienten definitivamente. En el último cuarto del siglo XVl se calcula una población blanca de entre 150.000 a 200.000 personas.
En los primeros años de la llegada española y para sustituir la mano de obra indigena se llevan a América esclavos africanos. Más adelante, con la incorporación de Filipinas a la Corona y partir del año 1565 se añadirán unos cuantos miles de filipinos, en esa condición de esclavitud. El número de unos y otros es dificil de evaluar. La alta mortalidad en el viaje, el contrabando esclavista y el ánimo de burlar el pago de impuestos por la tenencia son los motivos para no dar una cifra exasta.
En el año 1500 los exploradores han recorrido las costas americanas desde el Caribe hasta el Brasil. Se dan cuenta de que no es Asia donde se ha llegado. Es un Nuevo Mundo. La Corona dada la ineptitud de Colón deciden hacer esas tierras en régimen de “realengo”. Desde ahora el Almirante ve mermados sus privilegios. Pleito que sostendrán los descendientes colombinos hasta el año 1790. La “Casa de Contratación de Sevilla” creada en el año 1503 es el instrumento, que como he indicado sirve a los Reyes para poblar y controlar las Indias.
Para cumplir los requisitos impuestos por los Reyes Católicos y poder repoblar América según ese ideal hacen falta mujeres. Cierto que las hay nativas, más es conveniente que exista un modelo de comportamiento femenino llegado de Castilla. Así de las primeras noticias fidedignas que tenemos de la presencia femenina europea en el Nuevo Mundo se produce con la llegada del nuevo gobernador a la Española, fray Nicolás Ovando, el día 15 de abril de 1502. La carabela en que llega trae a bordo 2500 colonos, entre los que se encuentran 20 mujeres al cuidado de 12 franciscanos. Obedece esta llegada a la cedula que porta Ovando. La Reina Isabel recomienda los matrimonios mixtos entre españoles e indios: “Mandamos que el dicho Nuestro Gobernador a las personas que por él fueron nombradas para tener cargo en las dichas poblaciones…(largo preámbulo para indicar que pueden casarse con los nativos)…Es nuestra voluntad que los indios e indias tengan, como deben, entera libertad para casarse con quien quisieren, asi con indios como con naturales de esos nuestros reynos, o castellanos nacidos en las Indias”. A la par que esto escribo se me ocurre pensar en Fernando Vll, que en le siglo XlX no permitía los matrimonios entre distintas clases sociales. Hombre o mujer de clase alta no podía hacerlo con plebeyo, cualquiera que fuese su género, salvo permiso muy especial.
En el Diario de Colon según algunos autores viene reflejado que en el Tercer Viaje (1497/8) iban 30 mujeres. Lo habían demandado los Reyes Católicos. Hay quien llega más lejos (Maura) que afirma que ya en el Segundo Viaje las había. El problema de comprobar la veracidad estriba en la pérdida del verdadero Diario de Colon. En su viaje a Barcelona el Almirante se lo entrega a Isabel y Fernando, el día 1 de julio de 1493. Lo afirma una carta de los Reyes a Colón. La idea es que se haga reproducir. Los monarcas encargan a dos copistas diferentes hagan una copia. Por medio de Juan Rodríguez de Fonseca, que como se recordara es el encargado de los asuntos eclesiásticos en la Indias se le da un ejemplar a Colón. Andando el tiempo llega a anos de su heredero Luis de Colon, el tercer Almirante. Es cuando desaparece el Diario. SE relaciona con la llegada de fray Bartolomé de las Casas a Valladolid. Lo utiliza para redactar sus obras. Principalmente “Historia de las Indias”. De la copia en poder de los Reyes Católicos no hay noticia. ES pues la fuente indirecta del fraile, la que se maneja.
Siguiendo con la población americana he de decir que el gobernador Ovando, se muestra como buen administrador. La caña de azucar de las islas Canarias la transporta a la Española. A su vez explota nuevas minas y aplica las leyes libertadoras a los indios. Mas sigue explotándolos e incluso los reparte entre los encomenderos. Para compensar esa falta de mano de obra decide llevar esclavos negros a la isla. Bartolomé de las Casas, el “Apóstol de los Indios “ lo aprueba. En aquel tiempo era “cosa natural” la esclavitud negra. Ese mismo sistema, Ovando lo vuelve a repetir en Puerto Rico
Responder Citando
  #33  
Antiguo 30-Nov-2019, 13:25
Avatar de Juan Antonio Hinojosa
Juan Antonio Hinojosa Juan Antonio Hinojosa está desconectado
SUPER Usuario
 
Fecha de Ingreso: 21-June-2011
Ubicación: MURCIA
Mensajes: 2.686
Predeterminado

Oficialmente no hay constancia de en el Primer y Segundo Viaje Colón transportase mujer alguna en las naos. Solo las conjeturas que se han hecho y que refleje en aporte anterior. Es en el Tercer Viaje cuando los Reyes Católicos lo autorizan. De las 30 que se supone fueron embarcadas (No hay constancia fehaciente de que así fuera) nada se sabe de la vida que llevaron en Santo Domingo. Tiempo después si que llegaron matrimonios. Consta en algunas crónicas, que Ovando en el año 1502 los llevó a la isla, y eran de gente muy principal. Incluso el hijo del Almirante, Diego de Colón llevó a su mujer, doña María de Toledo, sobrina del rey y del duque de Alba.
Como es lógico el pensar, estas señoras vendrían acompañadas de una cohorte de sirvientas y damas de compañía. Más adelante y como refieren los historiadores llegaron labradores con sus familias. De esta manera, poco a poco con la mujeres llegadas de Castilla, que contraen matrimonio muchas de ellas “ se ennobleció mucho esta cibdad y hay hoy dellas y de los que con ellas se casaban hijos e nietos, e aún es el mayor caudal y que esta cibdad tiene e de más solariegos, así por estos casamientos como porque otros hidalgos y cibdanos principales han traído sus mujeres de Castilla”
Tambien, en aporte anterior afirmé la prohibición de embarque en las naos, de mujer castellana soltera o casada que no fuese acompañada por su marido. El 18 de mayo de 1504 se da permiso a la Casa de Contratación de Sevilla para el embarque de aquellas mozas que “no traigan mal ejemplo”. Las malas lenguas decían además, que algunos oficiales llegaron a embarcar alguna garrida hembra ávida de aventuras. No es de extrañar, que al referirse a América, Miguel de Cervantes escribiese frases como “añagaza general de mujeres públicas”. Bien es verdad, que lo dijo tras el consiguiente “cabreo” de haberle negado, la Contaduría del Nuevo Reino de Granada.
Debida a esa negación, el padre de D. Quijote de la Mancha, no pudo asistir al acto de inauguración de las casas públicas o prostíbulos, que a raíz del 4 agosto, de ese mismo año fueron autorizadas desde la Granada española. El secretario Cobos refrenda, y los obispos de Osma, Canarias y Ciudad Rodrigo firman. De esta guisa, Bartolomé Cornejo tiene licencia y facultad, para edificar prostíbulos en San Juan de Puerto Rico. Motivos alegados: “ por la honestidad de la ciudad y mujeres casadas de ella, y por excusar otros daños e inconvenientes”.
Siguiendo la pequeña crónica de esta alcahuetería se hace preciso indicar que, por cedula de 23 de febrero de 1512 se permite la entrada en las Indias de esclavas blancas (Se refiere a las moriscas) con el fin de que “puedan servir a los vecinos de aquellas partes”. Frase que no he acabado y que prosigue así “y evitar que se casen con las indias”. La explicación que dan las autoridades, no es el racismo. Decían que en la isla había “muchas mujeres y doncellas de Castilla que eran conversas (principalmente judias) y por no casarse con ellas “ se casarían con las dichas esclavas, por lo que podrá resultar mucho deservicio a Nos y a la dicha isla”.
La metrópoli estaba lejos y las españolas eran pocas. El amancebamiento, mal que le pese a la Iglesia era general. Razones de peso existían para mirar hacia otro lado y obviar la moral. El gobernador Ovando, en la instrucciones reales recibidas en 1503 figuraba la orden de que los indios se casaran “En haz de la Santa Madre Iglesia” y la recomendación de “ que algunos cristianos se casen con mujeres indias, e las mujeres cristianas con algunos indios, porque los unos y los otros se comuniquen y enseñen”. El gobernador pone en practica estos deseos, mas con miras politicas. Tener sujetos a los indios de la Española y la obtención de ventajas económicas. Asistimos además a una etapa en que se discute la racionalidad del nativo y ante el dilema del amancebamiento aún sin la formula del bautizo de la india se claudica. No obstante, desde Sevilla el rey Scribe a Diego Colón en el año 1511. Le dice procure acabar con las mancebias, pero que no case a los que no quieren hacerlo:” E para con Dios, cúmplese con procurar que se casen, sin les fazer premia niley para que lo fagan por fuerza, cuanto más que esto toca a los perlados e no a vos”.
La verdad es que la práctica es otra. Se puede reflejar en el caso de Miches Cúneo. Perteneciente a la tripulación de Cristóbal Colón, el Almirante le regala una india recien apresada. Contento, el marinero se la lleva al camarote. La crónica que relata el hecho pone en boca del marino, la frase “sentí deseos de holgar con ella”. La nativa no quiere, forcejea con el y le araña. Para someterla la azota con una cuerda. Grita ella y el marino cambia de táctica y le habla con buenas palabras ¡Al final hay cama!
Responder Citando
  #34  
Antiguo 02-Dec-2019, 18:08
Avatar de Juan Antonio Hinojosa
Juan Antonio Hinojosa Juan Antonio Hinojosa está desconectado
SUPER Usuario
 
Fecha de Ingreso: 21-June-2011
Ubicación: MURCIA
Mensajes: 2.686
Predeterminado

, Los Reyes Católicos le retiran su confianza a Colón. Dos tendencias son las que provocan su caída. La una desea mayor autonomía para el Almirante, que ha de depender solo de la Corona. La otra quiere que sea solamente la Corte quien gobierne. Cristóbal Colón sería solo un funcionario distinguido. Acusado por la última facción de déspota y corrupto es detenido y devuelto a España para ser juzgado.
Oido en la Corte Cristóbal Colón, Colón vuelve a Castilla con su flota solamente en los dos primeros viajes. Acusado de mal los Reyes Católicos retiran sus cargos. No obstante, no dispondrá ya del poder que antes tenía ni de muchos de los beneficios. Le restará más que nada lo honorifico. En esas condiciones comienza su Cuarto Viaje ¡El último!
El dia 13 de abril del año 1502 y acompañado se su hijo Hernando, de 13 años de edad, el Almirante sale desde Sevilla. El 9 de mayo esta en Cadiz para arribar a Gran Canaria, el 25 de mayo. La flota compuesta de 139 hombres sin presencia femenina alguna esta compuesta de las carabelas Capitana y Santiago a las que se le suman dos naos. La Gallega y La Vizcaína. El día 29 junio se llega a puerto, en la isla de Santo Domingo.
Cristóbal Colón tiene orden expresa de no pisar la isla de Santo Domingo. Aunque la travesía al principio transcurre bien, al llegar a Guadalupe comienzan los problemas. Según versión del Almirante, la carabela Santiago sufre grave quebranto. Es precisa una reparación y aun mejor el cambiarla por una nueva. Con esa idea se dirige a Santo Domingo con toda la flotilla. Nicolas Ovando, que es el gobernador de la isla teme sea una trampa del Almirante y le deniega el permiso de desembarco. Cristóbal Colón se ve obligado a refugiarse en Bahía Caldera, al sur de la isla. Puerto de Azua, casi en Jaragua.
La noche del 30 de junio un terrible huracán arrasa Santo Domingo. Los destrozos son enormes y muchos tejados son abatidos. La flota de 30 barcos que Nicolas Ovando ha salido hacia Castilla por esas mismas fechas es prácticamente hundida. Solo se salvan 4 barcos que quedan muy dañados y solo el “Aguja” llega a España para contarlo. Mueren más de 500 marineros españoles y muchos esclavos. Valiosas mercancías se las traga la mar. El corregidor Bobadilla, el sedicioso Francisco Roldán, y seguramente el cacique Coanabó, tambien son víctimas del oleaje. El motivo por el que la flota de Colón no sea tan dañada se debe a sus tratos con los tahinos. Le han explicado que la diosa “Guabancex” deidad del caos y el desorden envía ciclones tropicales a la isla cuando se enfada. Con su rostro airado y los brazos extendidos ordena a los vientos rotatorios “juracanes” arrasen las tierras. Colón pregunta por los signos que acompañan a la diosa y…¡Sabe leer entre líneas!
Reparados los barcos Colon continua su viaje. Va costeando por Jamaica, Cuba, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá. Lo acompaña un cielo plomizo con grandes manifestaciones de tormenta. Los marineros aguerridos en tierra temían lo que consideraban sobrenatural. Confiesan en voz alta sus pecados y se encomiendan al Altísimo. Por si fuera poco, Martín de Fuenterrabía y Miguel de Larraga, marinos enviados por Colón a proveerse de agua y leña perecen ahogados al volcar el esquife de “La Vizcaína”. Fue cercano el rio “Escondido” al que el Almirante denominó “Rio de los Desastres”.
El día 6 de enero de 1503 llega Colón a la desembocadura del río “Belén”. Lo bautiza con este nombre por la fecha. A bordo de su nao recibe al cacique de la región, Quibián. Cubre sus verguenzas con taparrabos Mas lleva brazaletes y diadema de oro macizo. Colón piensa encontrarse en la península de Malaca y le entra prisa. Sigue costeando y al llegar a Panamá se entera que existe un mar muy proximo. Se trata del Pacifico, pero Colón no busca la vía terrestre. Quiere encontrar un paso para sus carabelas.
El Almirante no encuentra su paso. Cada dia lo siente mas lejano. Al llegar a las costas de Venezuela ve su objetivo muy lejano ¿Regresa a Castilla con la Manos vacías? ¡Jamás!
Regresa a las tierras del cacique Quibián y funda el primer enclave español en Tierra Firme, Santa María de Belén .Esta obcecado con el oro . Sabe que tendra problemas con los indios y trata de abastecer la recien creada aldea. Los problemas vienen antes. Quibián no se fía de los blancos y se pone de acuerdo con otros cacique para quemar sus naves y matarlos a todos. Bartolomé Colón se entera y envia un grupo de hombres al poblado indio. Presan al cacique y a su familia. Al ser conducidos en piraguas a Santa María de Belén, el cacique logra escapar arrojándose al agua.
El día 6 de de abril ocurre la tragedia. Un numeroso grupo de hombres ataca la ciudadela y y perecen los hombres que hacian la aguada en el batel, de “La Capitana”. Fue cuando el mismo Dios habló a Colón, que se hallaba enfermo: “ Cansado me adormecí gimiendo. Oí una voz piadosa diciendo: ¡Oh” estulto y tardo en creer y servir a tu Dios, Dios de todos! ¿Qué hizo el mas por Moisés o por David sus siervos?...Sigue una larga retahíla, que más tarde comunicará a los Reyes Católicos reprochándoles el faltar a la palabra dada ¡Parece ser que Sus Majestades “passaron” del sueño!.
Otro “milagro” que sucede en este Cuarto Viaje es el sucedido en Jamaica. La nao había quedado varada en la playa de Belén. Las bombas de achique no bastaron para evacuar el agua en la bodega. Perdida ahora la “Vizcaína” como pasó con la “Gallega” Colon intenta poner rumbo a la Española, con las dos naves restantes. Más “ los cascos estaban horadados de gusanos más que un panal de abejas, y la gente acobardada y perdida”. Colón opta por embarrancar en Jamaica, la isla más cercana. Los tahinos socorren con alimento a los ciento dieciséis hombres que quedan. Para que no ocurra lo del Fuerte Navidad Colon prohíbe el menor contacto con las indias. Establece además un mercado de trueque, baratijas por alimentos. Al principio toda va bien. Es playa paradisiaca y los indios estan contentos. No obstante Colón no las tiene todas consigo y manda una canoa pidiendo auxilio a la Española. Ovando lee la misiva y le da largas al asunto.
Transcurren las semanas y la moral de los castellanos flaquea. No saben si los emisarios habran alcanzado su destino, y los tahinos no estan satisfechos con los canjes. Incluso pasado medio año, los castellanos descontentos intentan hacerse a la mar en canoas y fracasan. Forman campamento aparte.
Pasan los meses y los tainos entienden que los castellanos dependen de ellos. Protestan abiertamente por los trueques. Consideran que les engañan. Colón, que sabe habra un eclipse de luna prepara un teatro. Dice a los indios, que ha hablado con su Dios y esta muy disgustado con ellos. Los indios no le creen. Legado el día del eclipse los cita unas horas antes. Ante su publico se resguarda en una choza advirtiendo que tratara de pedir a Dios que se manifieste, pero que perdone a los tahinos. Tiene lugar el eclipse y los indios maravillados vuelven a los precios anteriores a los hechos
Responder Citando
Respuesta

Herramientas
Desplegado

Normas de Publicación
No puedes crear nuevos temas
No puedes responder mensajes
No puedes subir archivos adjuntos
No puedes editar tus mensajes

Los Códigos BB están Activado
Las Caritas están Activado
[IMG] está Activado
El Código HTML está Desactivado

Ir al Foro


La franja horaria es GMT -6. Ahora son las 12:54.


Desarrollado por: vBulletin® Versión 3.8.1
Derechos de Autor ©2000 - 2019, Jelsoft Enterprises Ltd.